15 dic. 2009

Me mata...

¿Porque cuando deseas algo con tanta fuerza tarda tanto en llegar? Quiero perder la noción del tiempo, que sea jueves y que todo esto termine, espero que para bien.

Pero tengo miedo a que la reacción sea distinta a la esperada, por ello llevo todo el día un nudo en el estómago, un nudo que no me deja hacer nada. Ayer tenía un examen, podía "distraerme", pero hoy que ha acabado, ¿qué hago dios mío? ¿Qué hago para que estos dos días pasen volando?

Esta espera me mata.

Pero al menos ya sé qué tengo que decir, ya tengo la solución, pero me da miedo que la solución no sea suficiente, me da miedo perderte, me da miedo estar sin ti. Porque yo quiero que esto funcione, quiero que sigamos viviendo nuevas experiencias juntos, quiero tenerte para siempre en mi corazón, quiero el tiempo pase y me importe una mierda todo lo demás...

Te quiero a ti. Sin más dilación ni duda.



Antes de saltar,
mira a tu alrededor,
si vas a abandonar,
no olvides mi aliento.

En las gamas del exceso,
se halla tu propio reflejo,
una línea sin medida,
incluso con retroceso.
Puertas de una vida,
que aún se pueden cerrar,
no mires atrás.

Antes de emigrar,
revisa en tu interior,
si vas a dudar,
pregúntale al viento.

En las gamas del exceso,
se halla tu propio reflejo.
Una línea sin medida,
incluso con retroceso.
trazos de una vida,
que aún se pueden borrar.
No mires atrás.

Si algún día vuelve Dios,
sin pensar le rogaría,
un milagro para los dos,
que nos cure esta herida.
Si algún día vuelve Dios,
en ti yo me perdería.

¡Ahhhhhhhhhh!
¡Ahhhhhhhhhh!
¡Ahhhhhhhhhh!
¡Ahhhhhhhhhh!

De silencio está hecho el disfraz,
que nos impide superar, superar...¡El miedo!

Otra vez en contra de mi voluntad,
cambió lo que creía que eras.
Si al caer ya no te puedes levantar,
tendrás que buscar una escalera
que al cielo algún día te pueda llevar.

Algún día...
Algún día...

No hay comentarios:

Publicar un comentario