28 abr. 2011

Buscando el sol

¿Cómo decirte que nunca habrá... cosa más bella que tú?

Una semana ha pasado. ¡Sigo vivo! Me alegro la verdad... pero sólo por seguir vivo. A veces los objetivos se desvían. Surgen imprevistos, cancelaciones, nuevos detalles... Y entonces te caes, tragas tierra, barro y todo un sinfin de desperdicios y todo para poder levantarte. Tragar es una mierda, nada comparado con sentirte destrozado. Mariconadas...

Pero hay momentos en tu vida en los que antes de volver a empezar, quiero decir, antes de levantarte... necesitas levantar la cabeza y pensar, ¿qué demonios ha pasado? ¿Con qué piedra he tropezado? Seguramente al principio te darás cuenta de que no hay ninguna piedra, de que te has caido tú solo... pero con el tiempo sabrás apreciar cuál fue tu obstáculo y qué podrías haber hecho para evitarlo. Quizás te des cuenta de que no merecía la pena caerse, o quizás te des cuenta de que la cagaste enormememente cayéndote y todo el mundo te vio y se rieron de ti... (todo es posible XD).

A lo que iba. Digo que antes de levantarte tienes que levantar la cabeza y saber dónde estás y qué mejor forma de saber dónde estás que buscar el sol. Sí, buscar el sol. No he dicho ninguna estupidez, ninguna incoherencia ni una trochada/trochería. He dicho una verdad como un templo. Si quieres saber la hora haberte comprado un reloj antes, pero no, tienes que buscar el sol. Quizás él nos diga qué es lo próximo... 8-)



Simpático este vídeoclip. Hacía tiempo que no veía uno bueno jeje.

27 abr. 2011

REM - Losing My Religion

Pues eso...



Aquí el enlace al videoclip oficial, que no me deja insertarlo: http://www.youtube.com/watch?v=if-UzXIQ5vw

26 abr. 2011

Hoy me abrazaría al diablo sin dudar

Era mi razón de sentir, de vivir, de respirar, de levantarme cuando me caía, de apoyo para todo. Mi razón para acabar la semana, mi razón para volver a casa, mi razón para pensar, mi razón para todo... ¿y se ha ido sin más?

HOY me quedo con toda la letra de esta canción


Como esos cuadros que aun estan por colgar,
como el mantel de la cena de ayer.
Siempre esperando que te diga algo más,
y mis sentidas palabras no quieren volar.

Lo nunca dicho se disuelve en té,
como el infiel dice “nunca lo haré”.
Siento que estoy en una carcel de amor,
me olivdarás si no firmo mi declaración.

Me abrazaría al diablo sin dudar
Por ver tu cara al escucharme hablar.
Eres todo lo que mas quiero
Pero te pierdo en mis silencios.
Mis ojos son dos cruces negras
Que no han hablado nunca claro.
Mi corazón lleno de pena
Y yo una muñeca de trapo.

Cada silencio es una nube que va
detrás de mi sin parar de llorar.
Quiero contarte lo que siento por ti ,
que me escuche hablar la luna de enero mirándote a ti.

Me abrazaría al diablo sin dudar
Por ver tu cara al escucharme hablar.
Eres todo lo que mas quiero
Pero te pierdo en mis silencios.
Mis ojos son dos cruces negras
Que no han hablado nunca claro.
Mi corazón lleno de pena
Y yo una muñeca de trapo.

No tengo miedo al fuego eterno,
tampoco a sus cuentos amargos
pero el silencio es algo frio
y mis inviernos son muy largos.
Y a tu regreso estaré lejos
entre los versos de algún tango.
Porque este corazón sincero
Murió siendo muñeca de trapo.

25 abr. 2011

¡Eso es mío!

El frío delataba que no iba a ser una buena noche. Sonó el despertador pero me quedé dormido, como siempre, y entonces salí corriendo a coger el coche. Me dirigía dirección a la universidad (¿de noche? Sí, de noche). La avenida era tan larga que me entraron ganas de acelerar, acelerar y acelerar para llegar antes, parece que deseaba algo que no sabía si encontraría. En frente, la luz de neón de un coche patrulla me detuvo a la vez que el agente hacía señas para que redujese la velocidad. Así lo hice, como buen ciudadano. El policía era sudamericano, piel roja y acento ¿sudamericano? Me hizo bajar del coche, me preguntó con sarcasmo que si quería llegar a la luna. Sonrió. Yo también lo hice y le contesté negativamente al mismo tiempo. Un escalofrío recorrió mi espina dorsal. Le dije que tenía mucha prisa que llegaba tarde a mi destino, pero ese destino curiosamente ya no era la universidad. Iba sin rumbo, sin camino, errante y solitario.

Unos niños se acercaron a mi coche, se montaron en él y parecían bastante traviesos. También eran sudamericanos, pregunté al policía si eran sus hijos, él contestó afirmativamente con un gesto de su cabeza. Les dije a los niños que salieran del coche, que era mío y que no debían hacer nada. El policía hizo caso omiso a la situación y comenzó a escribir en un papelito amarillo. Supongo que mi correspondiente multa. Los niños seguían dentro de mi coche; cantaban, jugaban y destrozaban la tapicería. Me puse un poco más violento y los eché por la fuerza. El policía terminó su juicio contra mí y dijo que podía marcharme.

Me monté en el coche y una bolsa llena de orina (que era mía y no sabía cómo demonios había llegado hasta allí) estaba rajada gracias a los dichosos niños. No olía, pero intenté sacarla sin hacer mucho más destrozo. Tenía un nudo en el estómago desde que me había despertado hacía escasa media hora y no era por hambre. Yo seguía conduciendo y las calles cada vez se estrechaban más. Comenzaba a haber demasiada gente en las calles, estaban como de fiesta y más coches patrulla. Intenté acelerar pero un grupo de personas me hacían señas para que frenase. Así lo hice.

Bajé del coche y al levantar mi cabeza vi una especie de procesión, personas sin capuchas y cabizbajos. Escuchaba música como de fiesta muy cerca. Quería saber de dónde venía pero apareció ante mis ojos al salir bajo un arco que no estaba en mi rango de visión. Crucé la procesión y de repente me encontré en el interior de un templo. En el altar crepitaban e iluminaban unas fuertes llamas que salían de una mesa de piedra con circunferencias y distintos niveles. Fuera, seguía sonando la música festiva. Por una extraña razón sabía que ese era mi destino, ese altar. Al lado de él se encontraban dos amigas mías del pueblo, una de ellas era mi "prima". Las saludé y halagué por lo guapas que iban vestidas, les di dos besos, nos sentamos en un banco del templo yestuvimos hablando un rato sobre que hacía mucho tiempo que no nos veíamos. Pero mi vista no se desviaba del altar.

De repente frenó bruscamente la conversación y las llamas comenzaron a perder fuerza y a apagarse. Fui corriendo hacia el altar, ellas también lo hicieron pero quedaron en un segundo plano. Yo hacía lo imposible porque aquellas llamas no se apagaran, eran mías, eran mi vida, eran mi objetivo, el motivo por el que vivía, pero las llamas seguían apagándose. De nuevo otra brusca parada en la estampa que se producía en el templo.

Todo quedó en silencio, las llamas volvieron a estabilizarse. Tranquilidad, pero el nudo seguía en mi estómago...


Me quedo con que esa llama no se apague... aún.




Is there anybody out there?
Anyone that's loved in vain
Anyone that feels the same

Is there anybody waiting?
Waiting for a chance to win
To give it up and start again

We all need something new
Something that is true
And someone else to feel it too

Cause I feel so high no one else would know it
I don't know why i feel the way i do
I can't let got and i'm not scared to show it
Cuz being here feels, feels right
Tell me - how do you feel tonight?

Is there anybody out there?
Anyone that can't explain
Anyone that feels no pain

Is there anybody dreaming
Dreaming of a better day
Wehn everything goes your way

We all need something new
Someting that is true
And someone else to feel it too

I feel so high no one else would know it
I don't know why i feel the way i do
I can't let got and i'm not scared to show it
Cuz being here feels, feels right
Tell me - how do you feel tonight?

Tell me - how do you feel tonight?
Tell me - how do you feel tonight?

We all need something new
Someting that is true
And someone else to feel it too
Yeah, someone just like you

Cause I feel so high no one else would know it...
Cause I feel so high no one else would know it...
Tell me... how do you feel tonight?
Tell me... how do you feel tonight?

Cause I feel so high no one else would know it...
I feel so high no one else would know it...

Tell me... how do you feel tonight?
Tell me... how do you feel tonight?
Tell me... how do you feel tonight?
Tell me... how do you feel tonight?
Tell me... how do you feel tonight?

23 abr. 2011

Más de mil recuerdos llenan...

Pues mira usted, parecía que no... pero están llegando las consecuencias de todo esto. Siempre piensas que cuando pase un tiempo la cosa estará mejor. Sí, eso esta claro, pero ese tiempo hay que sufrirlo y me está pareciendo demasiado ya. No me queda otra que aguantar, resistir y antes que ponerme de pie, poner un pie en el devastado y caliente suelo al que me mantengo unido.

Soñar con vagas ilusiones de iluso ilusional... ¡qué redundancia!

Pues claro... como todo esto. Vacío, así me siento.



Por haber soñado tantas veces como yo soñé,
por haber amado muchas más de las que yo te amé,
para que comprendas que no dejaré de creer en la ironía.

Con la misma fuerza de las lágrimas que yo lloré,
abracé su cuerpo justo antes de verla caer.
Sobre la mejilla el asfalto de, una gran ciudad de hielo,
que se esconde bajo el suelo...

Basta de sirenas, que recuerdan una tempestad
y corta las cadenas que te amarrarán a tu pasado.

Quiero ver que fue de la moneda con la que pagué,
todos estos años que sin duda recuperaré,
dónde estan las noches las mañanas de, el amanecer contigo.

Me miro al espejo y veo cosas que nunca observé,
la tristeza marca las acciones de una soledad,
queda solo algo que me une a ti,
más de mil recuerdos llenan el vacío de mis venas.

Basta de sirenas, que recuerdan una tempestad
y corta las cadenas que te amarrarán a tu pasado.
Y salta las barreras que privarán tu libertad
y olvida la tristeza y recordarás solo su risa.

Basta de sirenas, que recuerdan una tempestad
y corta las cadenas que te amarrarán a tu pasado.
Y salta las barreras que privarán tu libertad
y olvida la tristeza y recordarás solo su risa.

21 abr. 2011

21 de abril

Nada que decir, sólo escribir. Nunca sabes cuándo puede acabar algo tan importante.

21 de abril, día para recordar,

el tiempo se detuvo, no quiero olvidar.

A veces quedan cosas por sentir,

no será de nuevo, no volveré a vivir.


Abrazos, besos y caricias que recordar,

amargos momentos que quiero olvidar.

Miradas al cielo que hacían suspirar,

la luna envidiosa echa sus lágrimas al mar.


Odio el rencor, odio el morir, odio el vivir

odio la impotencia de no saber qué decir.

Odio el tiempo por no saber hacernos frenar,

por no saber advertirnos de este despertar.


Despertar caprichoso del destino,

no supo concedernos la oportunidad.

Despertar asustadizo no querido,

deseó vernos pelear, una vez más.


No quiero una lágrima más derramar,

quiero poder gritar: ¡te quiero Deseada!

Poder sentir sus labios una última vez,

quién me iba a decir que el último iba a ser…


21 de abril, día para recordar,

el tiempo se detuvo, no quiero olvidar…


Nada más... ahórrense las risas por estos versos maltrechos. Gracias.

10 abr. 2011

Por cosas como esta me fascina Japón

Anuncio de una compañía japonesa de móviles: Docomo

3 abr. 2011

...y entonces un torrente de lágrimas

Un nudo en la garganta me hizo pararme, estremecerme, comenzar a ponerme nervioso y no saber qué pasaba. No entendía aquel momento, lo que oí, lo que estaba procesando mi cerebro. Me hacía ilusiones o me inventaba situaciones que quizás no se volverían a dar. Pensaba en lo peor, en lo nefasto. Un segundo de silencio, dos, tres... imágenes en mi cabeza, las peores existentes desde mi punto de vista.

Nada alrededor, como un vasto y ancho desierto oscuro. Ahora la cabeza, en su interior comencé a escuchar el latido de mi corazón y además dolía, dolía mucho. Parecía que me iba a explotar, no sabía qué hacer si gritar o ponerme a correr. Entonces llegó la paranoia, me encontraba como en un viaje astral. Mi alma se proyectaba fuera de mi cuerpo. Me veía a mí mismo, sentado en la silla, delante del ordenador. Parado, estremecido, nervioso y sin saber qué demonios pasaba...

...y entonces un torrente de lágrimas.

1 abr. 2011

¡Ahhhhhhh!

Por dios, estoy tan nervioso que me juego más en mi vida que en un examen... estoy nervioso y sé que no es por el examen. ¿Es posible esto?

A repasar... ¡qué la vida son dos días!