3 may. 2011

Otra vez la misma historia

Me han dicho varias veces: pero si tú eres perro viejo en eso...

Sí, es cierto, lo soy, pero parece que cada vez que pasa duele más. Parece que no aprendo de los errores, ni yo ni nadie, claro. Vuelve a suceder una y otra vez, los mismos síntomas, los mismos nervios y ese gran miedo. Ese miedo que te come por dentro poco a poco, que te va consumiendo hasta dejarte sin ánimos de nada. Tengo tantas cosas por las que sentirme animado, sentirme inspirado. Pero ninguna de ellas hace el efecto que deberían hacer. Cada vez lo tengo más claro. Me falta esa persona que me inspiraba, aquella que me hacía reir como nadie, a pesar de todas las peleas siento que merecía la pena y lo sigue mereciendo. No sé. Ella me animaba a hacer todo y más, me daba las alas para volar.

Pero al final, ¿qué? ¿Me corté yo solito las alas? ¿Me las cortaron? Ahora mismo eso no me importa.

¿Ya se ha esfumado ese sentimiento? ¿Ya se acabó todo, así, sin más que hablar, sin más dilación? ¿Se escoge el camino fácil, es decir, dejar de comunicarse, dejar de responder preguntas que necesitan respuesta? Eso ahora mismo sí que me importa. Ahora mismo, sin esas respuestas todo esto me parece un sueño, una mentira, un vano correr tras lo imposible, un ida y vuelta a los confines...

¿Tengo que esperar por esas respuestas? Esperaré hasta que pase la tormenta. Hasta que problemas mayores que indirectamente me incumben y por los que me preocupo sean medio-resueltos o dejen de preocupar.

¿Egoista? ¡Já! Me río yo de ese insulto...

Pero es esa espera la que no puede esperar, esa espera que enfriará las cosas, esa espera sí que hará que todo esto haya sido en vano. Y no estoy hablando de mí... Conozco esta situación, ya la he vivido. Porque como me han dicho varias veces: pero si tú eres perro viejo en eso...



Este vano correr tras lo imposible.
Este mapa de incauto navegante.
Este vivir un rato para morir más tiempo.
Para al final morder el anzuelo y caer en la trampa.

Este asalto al parnaso idealizado.
Este coma de pronóstico reservado.
Esta fellatio de amor caníbal.
Para al final morder el anzuelo y caer en la trampa.

Este infierno fatal y divertido.
Este vestido de nocturna soledad.
Este canto de sirena exclusivo.
Para al final morder el anzuelo y caer en la trampa.

Este andar de pies sin escarpines.
Esta ida y vuelta a los confines.
Este seamos siempre libres.
Para al final morder el anzuelo y caer en la trampa.

Este infierno fatal y divertido.
Este vestido de nocturna soledad.
Este canto de sirena exclusivo.
Para al final morder el anzuelo y caer en la trampa.

Este infierno fatal y divertido.
Este vestido de nocturna soledad.
Este canto de sirena exclusivo.
Para al final morder el anzuelo y caer en la trampa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario