18 sept. 2011

Summer nights...

Los amores de verano son especiales. Siempre son bonitos, nunca acaban mal y siempre rondan tu cabecita. He tenido dos o tres amores de verano, pero hay uno que con diferencia se lleva la palma. Era tan jovenzuelo, tan inocente, tan... simplón y tan feliz que me dolió muchísimo que acabara. Recuerdo cada momento como si fuera ayer, cada detalle, cada olor, cada pensamiento y cada anécdota graciosa o triste. Fue amor de verdad.

Creo que por ser tan especial, a día de hoy sigo teniendo una relación de amistad muy especial con la susodicha. No hemos hablado en mucho tiempo (hasta este verano) y doy gracias a la vida por mantener ese feeling que tanto engancha, esa amistad que tanto gusta. Pero claro llega septiembre, octubre, el colegio (en su tiempo) y la vuelta a la rutina y todo se estropea. Solo queda el salado olor del mar, el inconfundible y matinal olor a césped mojado y piscina, las tonterías en la arena de la playa y esas interminables conversaciones nocturnas en un banco o sencillamente dando un paseo.

Y como iba diciendo, aunque se vuelva a la rutina, siempre se recuerda todo, siempre queda un sentimiento y un pensamiento inolvidables. Aquella fue una de las épocas más felices de mi vida, lo digo en serio. No había preocupaciones, todo era blanco o negro, no había más...

Ayer vi Grease y ahora que lo pienso me siento identificado con Danny Zuko y Sandy Olson. No en el sentido de que él era un gamberro de instituto con su típica pandilla de gamberros y ella una niña tonta que se lo cree todo y deja que se rían de ella. Pero sí en el sentido de cambiar por ella o de hacerte el fuerte pero en el fondo saber que fuerte es lo que sentías por esa persona. Me encantó la historia. No había visto Grease entera nunca, pero ayer la terminé. Por cierto, me hizo llorar... jejeje.

Hay historias que son imperfectas, pero esa imperfección es lo que las hace perfectas. Para mí Grease es una de ellas y la mía con mis amores de verano, también...
De esta escena, lo que me gusta es cómo él no se cree lo que está viendo y lo expresa de tal forma... que me pone los pelos de punta. It's electrifying! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario